Atención padres o gente que busque hacer un regalo práctico y bueno a unos padres recientes: os presento al robot de cocina para bebés de Béaba, que es el que conozco. A mí me lo he regalaron mis tíos Ana y Luis junto al complemento para pastas y arroces y dos termos (creo que ya os he comentado en alguna ocasión que en mi familia todavía no saben moderar aún eso de los regalos para Eva).

Aunque al principio lo veáis muy lejos, creedme cuando os digo que llega volando el momento en el que hay que introducir los alimentos complementarios en la dieta de los pequeñines.

Robot de cocina Babycook

El tiempo es algo que vais a agradecer muchísimo en esta época, y si hay un aparato que os pueda ahorrar unos cuantos minutos de recoger, fregar o triturar os va a gustar. Otra gran ventaja es que al cocinar al vapor los ailmentos conservan todas sus propiedades.

Eva manchada de puré

El funcionamiento no puede ser más simple, hasta yo lo domino (eso es decir muchos dados mis antecedentes con la tecnología). Posee un depósito de agua que llenaréis siguiendo una de las tres marcas de la jarra dependiendo de si queréis cocinar o calentar. Una jarra-trituradora-recipiente para cocinar al vapor, una espátula que os ayudará a levantar el recipiente cuando está muy caliente o a rebañar los purés más espesos y dos botones: uno para que cocine y otro para triturar. ¡Y ya está! En su sencillez reside su genialidad. No hay que añadir nada porque el agua sobrante de la cocción se acumula abajo y es lo justo para que el puré quede en su punto.

Eva comiendo

También te puede interesar...