Primer cumpleaños

Un año. ¡Un AAAÑOOO! ¡Pero cómo se ha pasado tan rápido, cómo ha crecido tanto! Si perece que fué ayer cuando no tenías dientes, no podías ni girar la cabeza tú solita, no decías ninguna palabra…

Por ser una ocasión tan especial, nos esmeramos especialmente. Cualquiera que me conozca sabrá que se me suele ir de las manos la decoración de cualquier fiesta: en Navidades no dejo un milímetro sin navidorno (tengo que registrar esa palabra). Cuanto más hortera, mejor. Cada año además hay una nueva performance con el árbol, algunos años se llega a desvirtuar tanto que hay que explicar a las visitas que eso que están viendo es el árbol. En los cumpleaños, más de lo mismo. Pues ahora imaginaos el primer cumple de mi niña…

Afortunadamente los de mi entorno tienen asumido mi trastorno y me dejan hacer. Algunos, incluso, colaboran. Ahí es donde me crezco y la cosa va todavía a peor.

La decoración

Compré gran parte en La Fiesta de Olivia. Primero, escogí los platos: de rombos rosas y otros de nubes en color menta.

En función de eso compré todo lo demás a juego: servilletas, vasos, cubiertos (como lo oís, cubiertos rosas y verdes), sombrillas, pajitas, manteles y guirnaldas. En la Globería 200 globos rosas y verdes. El resto de chorraditas en Tiger.

Decoración del cumple de Eva.Decoración del cumple de Eva.Decoración del cumple de Eva.Decoración del cumple de Eva.Decoración del cumple de Eva.Decoración del cumple de Eva.

Lo que no salió como esperábamos

Pocas cosas fallaron pero hay que tener en cuenta que en este tipo de situaciones hay muchas variables y no siempre podemos controlarlas todas: el clima, los viajes, el humor de un bebé, la cantidad de gente que se reunía… No todo fué exactamente como lo habíamos planeado. No obstante, pasamos un día divertidísimo.

  • Siguiendo la tradición familiar, le había comprado una tarta a Eva para ella solita. De chocolate y mucho color para que hiciera con ella lo que quisiera. Lo previsible es que cualquier niño se lance a por ella y se pringue hasta las orejas, pero Eva estaba aún convaleciente y no quiso ni mirarla. Además le da bastante grima eso de mancharse gratuitamente (me ha salido muy relimpia), de modo que nos quedamos con una tarta de más.
La tarta de Eva.

La tarta de Eva.

No quiso ni acercarse a su tarta, ¡vaya disgusto!

No quiso ni acercarse a su tarta, ¡vaya disgusto!

  • Había escogido el modelo que le iba a poner un mes antes: un precioso vestido bordado a mano que le habían traído mis tíos Ana y Luis de Portugal con un lacito a juego y las sandalias más monas del mundo mundial. Después de tanta preparación pensamos que había que quitárselo para la tarta, de modo que estuvo así de guapa cinco minutos y el resto del tiempo con el culo al aire.
Preciosa con su vestido el poco tiempo que lo llevó puesto.

Preciosa con su vestido el poco tiempo que lo llevó puesto.

  • Tuvimos que madrugar bastante para ir hasta León, donde celebraríamos el cumple. Como Eva suele despertarse muy tarde estuvo soñolienta y un poco irritable.
  • Hice llevar a mis padres una fuente de chocolate de tres pisos para untar luego alguna fruta o galleta. Terminamos tan empachados que ni siquiera la montamos. Era de esperar.

Lo que salió mucho mejor de lo que creíamos

  • Tenemos la grandísima suerte de tener una familia unida y siempre dispuesta a una buena celebración. Estuvieron con nosotros todos, algunos incluso a pesar de tener que viajar para poder acompañarnos.
Se divirtió con todos. En esta foto jugando con su abuela Inma.

Se divirtió con todos. En esta foto jugando con su abuela Inma.

  • Habíamos pensado hacer hamburguesas y dejar los materiales en el centro para que cada uno se las compusiera como prefiriese. En el último momento decidimos que era más cómodo hacer una paella y no estar pendiente de la barbacoa. ¡Quedó riquísima!
¡Qué rica estaba!

¡Qué rica estaba!

  • Para combatir el calor mi cuñado cogió la manguera y comenzó a disparar: primero, a sus hijas. Después tímidamente a quien pasara por delante y por último duchando a quién estuviera a su alcance. ¡Divertidísimo y refrescante!
Empapando a mi cuñada Soco y mi sobrina Claudia.

Empapando a mi cuñada Soco y mi sobrina Claudia.

Huyendo de los manguerazos.

Huyendo de los manguerazos.

  • No tengo palabras para describir lo espectaculares que fueron todos y cada uno de los regalos. Se pasaron quinientos pueblos, Eva cumplió un año y tampoco es consciente, ¡pero son preciosos! ¡Se merecen un post para ellos solitos!
Probando uno de sus súper regalos.

Probando uno de sus súper regalos.

  • Llevamos la Polaroid que le habían regalado mis hermanos a Dani por su cumple. La idea original era ir colgando todas las fotografías de un cordel según las fuéramos haciendo, pero se iban a estropear con el sol. Las repartimos directamente y nosotros nos quedamos con un buen montón. Qué recuerdo tan bonito. Además suelen ser fotos muy espontáneas.

Podría hablar mucho tiempo sobre lo bien que nos lo pasamos, sobre cuánta ilusión me hace que mi pequeña esté creciendo tanto y convirtiéndose en una niña preciosa, cariñosa y divertida. También de la pena que me da al mismo tiempo que se vuelva cada día un poco más independiente, un poco menos bebé. Debieran durar así de pequeñitos más tiempo para que los padres disfrutáramos un poco más de esta etapa tan corta y tan bonita.

Enseñando a Eva a decir cuántos años cumplía.

Enseñando a Eva a decir cuántos años cumplía.

Un día, en definitiva, memorable. ¿Cómo será el siguiente cumpleaños? ¡Seguro que nos divertiremos tanto como en este!

¡Felicidades, Eva!

También te puede interesar...

Anterior

Mateo

Siguiente

¡¡¡Sorteo!!! Gana una mochila portabebés Boba 4G

5 Comentarios

  1. Aiala

    Felicidades!!!! Bonita Eva y bonita su mama, el siguiente post cuéntame de el bonito vestido verde que llevabas (se ve un poquito en la foto!)

  2. Inma

    Que día tan feliz! Eva recuperada y un montón de gente estupenda celebrando su primer cumple ! ¡ Lástima de tarta despreciada ! Era preciosa ¿ A quién a salido esta niña indiferente al chocolate ?

  3. Dani

    ¡Felicidades Eva!

Deja un comentario

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén