Exámen clínico que se realiza al recién nacido en el que el pediatra valora cinco parámetros fisioanatómicos simples: el tono muscular, frecuencia cardiaca, reflejos, color de la piel y esfuerzo respiratorio. La máxima puntuación es de 10.

El test se realiza al minuto para evaluar el nivel de tolerancia del recién nacido al proceso del nacimiento y se repite a los cinco minutos para evaluar el nivel de adaptabilidad del recién nacido al medio ambiente y su capacidad de recuperación.

Regla mnemotécnica: Apariencia, Pulso, Gesticulación, Actividad y Respiración.